La fiscalidad de los fondos de inversión

Ideas de inversión

Arancha Gómez

21 de julio de 2020

Los fondos de inversión son, junto con los planes de pensiones, el activo más eficiente desde el punto de vista fiscal.

Si ya tienes un fondo en otra entidad y quieres traspasar la inversión a Olea, lo puedes hacer en cualquier momento sin impacto fiscal alguno.

Tampoco pagarás impuestos al invertir desde tu cuenta corriente.

Solamente cuando procedas al reembolso o retirada de tu inversión, la ganancia o pérdida patrimonial obtenida (es decir, la diferencia entre el valor de adquisición y el de reembolso), tributará al 19% (21% a partir de los 6.000 euros de ganancia, 23% a partir de 50.000 euros de ganancia).

Ejemplo: si inviertes 10.000 € y, a la hora de vender, el valor de tus participaciones es de 12.000 €, tributarás por el 19% de la plusvalía (esos 2.000 € de diferencia), es decir, 380 €, por lo que el beneficio neto sería de 1.620 €.

En caso de que en el momento de la retirada o reembolso, la diferencia entre el valor de adquisición y el de reembolso fuera negativa (minusvalía), no habrá retención fiscal, e incluso lo podrías declarar como pérdida patrimonial y compensar en un futuro si hubiera plusvalías.

En Olea te proporcionaremos la información fiscal cada año para incluir en tu declaración.

Pegue también este código inmediatamente después de la etiqueta de apertura: