¿Qué es la asignación de activos o Asset Allocation?

¿Qué es la asignación de activos o Asset Allocation?

Ideas de inversión

Arancha Gómez

05 de enero de 2020

Como ya sabemos, uno de los principios fundamentales a la hora de invertir correctamente es la diversificación. Hemos hablado anteriormente de lo importante que es distribuir el riesgo de nuestra inversión, para de esta manera, estar más protegidos ante posibles adversidades. Es ahí cuando aparece el concepto de asignación de activos o Asset Allocation.

Llamamos asignación de activos o Asset Allocation a la selección o asignación de los activos que van a formar parte de nuestras inversiones. Es el proceso mediante el cual un fondo selecciona los bonos, acciones, divisas… que lo conforman, asumiendo con ello un riesgo determinado según cuáles sean los objetivos del fondo. Es a partir de la asignación de activos o Asset Allocation que podremos conformar una cartera que esté verdaderamente diversificada y, además, acertadamente diversificada.

 

Verdaderamente diversificados y acertadamente diversificados

Hablamos de estar verdaderamente diversificados cuando entre nuestros activos hay una descorrelación. Esta descorrelación puede ser mayor o menor, pero siempre hay que tener clara una cosa: componer una cartera de muchos productos pero que todos sean casi idénticos, no nos va a proteger adecuadamente.

La descorrelación puede ser parcial o total. Nos referimos a una descorrelación parcial entre dos inversiones cuando se producen dos resultados diferentes ante un mismo evento de mercado. Por ejemplo, dos inversiones podrían obtener un resultado positivo, pero cada uno con un nivel de rentabilidad diferente. En cambio, hablamos de descorrelación total cuando dos inversiones tienen un resultado opuesto ante una misma circunstancia de mercado: el resultado de una inversión sería positivo y el resultado de la otra sería negativo.

Por otra parte, también es importante estar acertadamente diversificados. No hay que diversificar por diversificar; y es aquí donde tiene verdadera importancia la labor de los gestores. Ellos deben ser capaces de encontrar alternativas de inversión suficientes para mitigar el riesgo del total, y que todas ellas sean fuentes de rentabilidad.

Para componer una cartera de inversiones, los gestores pueden acudir al mercado de renta fija a seleccionar emisiones concretas de países o gobiernos, o hacerlo al mercado de renta variable a elegir acciones de compañías de cualquier sector de actividad. Y tanto sean gestores de renta fija o renta variable, establecer un Asset Allocation adecuado a su filosofía de inversión.

 

El papel de un buen gestor en la asignación de activos o Asset Allocation

El trabajo del gestor es más laborioso cuanto más amplio es el entorno de inversión de su fondo. En el caso de Olea Neutral, un fondo mixto -que invierte tanto en renta variable como en renta fija-, los gestores buscarán alternativas a nivel global, lo harán sin estar constreñidos a países o continentes, y lo harán teniendo en cuenta las circunstancias macroeconómicas del mercado y la valoración que hagan ellos de las alternativas de inversión. Con ello asignarán los pesos adecuados en la cartera para alcanzar el objetivo de rentabilidad-riesgo que se han propuesto.

Las alternativas de inversión de la cartera que compone el fondo -o Asset Allocation– deben ser rentables, y además estar correcta y acertadamente diversificadas, para que esa rentabilidad se consiga asumiendo el menor riesgo posible.

Pegue también este código inmediatamente después de la etiqueta de apertura:

¿Por qué debo invertir?

¿Por qué debo invertir?

Ideas de inversión

Arancha Gómez

01 de diciembre de 2020

Empecemos por el principio, invertir es la consecuencia de tener un ahorro. Un dinero que independientemente de su origen no se ha utilizado para el consumo.

Los motivos para generar ahorro son diversos y siempre buenos. Todos en nuestro día a día deberíamos intentar reservar una parte de nuestros ingresos a ese efecto.

Si se ha conseguido ese dinero excedente de los gastos, y se ha sido lo suficientemente racional para reservarlo como ahorro, el siguiente paso en pro de una mayor eficiencia es invertirlo.

Y aquí viene la pregunta que en esta ocasión nos ocupa: ¿Por qué debo invertir?

La primera razón es objetiva. En un escenario económico sano y normal existe la inflación. La inflación es el aumento del nivel del precio de las cosas que se produce de manera continuada -aunque puedan existir periodos determinados en los que esto no se produzca, lo normal es que en el largo plazo sea así-, hace que el dinero estancado pierda capacidad adquisitiva.

La manera de luchar contra esta pérdida de poder adquisitivo es la inversión.

La segunda razón y más genérica es que el dinero que no se prevea utilizar en el corto plazo, tiene muchas alternativas que generen un rendimiento. Siempre hay que pensar que el beneficio que persigamos deberá ser acorde a nuestras circunstancias de vida.

Si a este supuesto básico se le añade que el plazo en el que prevemos  no disponer de nuestro patrimonio sea largo -más de 5 años- y además, contamos con un asesor financiero que ayude en el proceso, podremos optar con más garantías a generar un rendimiento mayor.

En el mundo de la inversión hay un factor diferencial a tener en cuenta, y es el interés compuesto. Esto hace que se puedan reinvertir los rendimientos de la inversión de manera que, la rentabilidad crezca de forma exponencial. Los fondos por ejemplo, así como, otros vehículos colectivos de inversión nos permiten disfrutar del interés compuesto.

A este respecto, tenemos que mencionar que en la actualidad, en España se disfruta de una ventaja fiscal muy importante y es que, se puede extender ese interés compuesto entre diferentes fondos de inversión o planes de pensiones, de manera que no sólo se acumule la rentabilidad del fondo sin pagar a hacienda reinvirtiendo los beneficios obtenidos, sino que además, se pueda cambiar de fondo (traspaso) y seguir con esta misma dinámica en otro producto de la misma categoría -fondo o plan- maximizando así la eficiencia del ahorro.

En resumen, si hemos conseguido generar un ahorro, lo más razonable es poner ese ahorro a generar una rentabilidad adecuada a nuestro perfil de riesgo y que además, sea la mejor posible, con el menor rozamiento fiscal.

Pegue también este código inmediatamente después de la etiqueta de apertura:

Ventajas de la Inversión Colectiva

Ventajas de la Inversión Colectiva

Ideas de inversión

Arancha Gómez

03 de noviembre de 2020

El primer fondo de inversión -fondo abierto como lo conocemos actualmente- se crea en 1924 en Massachusetts, EE.UU. -por la gestora MFS que sigue operando en nuestros días-, pero los orígenes de la inversión colectiva se remontan mucho más atrás.

Algunos autores fijan el nacimiento de los fondos de inversión en el siglo XVI cuando los banqueros de Augsbourg captaban la inversión de algunos particulares, haciéndoles participar de manera proporcional de rentabilidades y responsabilidades. Otros lo remontan a Holanda hacía 1774, después de la crisis financiera de 1772, cuando un rico comerciante holandés facilitaba a otros de menor tamaño y particulares la posibilidad de invertir de manera conjunta, para hacerlo por menor importe y arriesgando menos sus ahorros. Y otros fijan el origen en el rey Guillermo I de Holanda, que en 1822 concibió las Sociedades de Inversión de Capital Fijo. Unos primeros fondos de inversión cuya finalidad era estimular la industria del país.

En cualquier caso, fuera cual fuese el origen de la inversión colectiva, buscaba reducir la aportación de los inversores para acometer proyectos, minorando de esta manera el riesgo. El hecho de que la inversión sea conjunta abarata los costes totales para acceder a economías de escala y además hace que se diluyan entre todos los inversores. A estas primeras ventajas que aún se mantienen, la complejidad de la sociedad actual ha ido sumando otras:

El que haya una inversión de manera colectiva, obliga al que la promueve -actualmente las gestoras de fondos- a profesionalizar su labor, ofreciendo más información a los partícipes. Hay que añadir, que el hecho de que haya pluralidad de inversores, y al tratarse de fondos abiertos, se beneficia a la hora de hacer líquida la inversión al disponer de un valor liquidativo diario que da acceso a las entradas y salidas de patrimonio.

Una ventaja importante es la mayor seguridad en la inversión. Desde el punto de vista jurídico, la propiedad del fondo y por tanto de las inversiones subyacentes, es de los partícipes. Además, el sector financiero es un sector regulado, y las instituciones dedicadas a este cometido, establecen una serie de obligaciones a las gestoras de fondos para beneficio de los inversores. Así, nos encontramos que las transacciones de dichas participaciones se tienen que realizar a través de entidades financieras sujetas a regulación. Estas participaciones se tienen que custodiar en entidades depositarias también reconocidas por los reguladores.

Que además, todos estos intervinientes sean solventes y sean supervisados periódicamente por estos reguladores. Y que, en la búsqueda de una total transparencia, se procure toda la información referente a la inversión a través de un folleto y posteriormente mediante informes periódicos -trimestral, semestral y anual-, así como comunicar cada hecho puntual que tenga relevancia para el partícipe o inversor. Por último, el regulador obliga a que el riesgo del fondo de inversión sea adecuado para el inversor individual.

A diferencia del resto de Europa, en España los fondos de inversión gozan de un tratamiento fiscal especial, en el que se permite no sólo diferir la tributación de las operaciones que generen plusvalías dentro de un fondo, sino que también, se permite el traspaso de un fondo a otro, postergando hasta que se haga líquido la obligación de rendir cuentas al fisco.

Pegue también este código inmediatamente después de la etiqueta de apertura:

¿Cuál es el mejor momento para invertir o desinvertir en un fondo?

¿Cuál es el mejor momento para invertir o desinvertir en un fondo?

Ideas de inversión

Arancha Gómez

09 de octubre de 2020

Una pregunta que surge a menudo es conocer cuándo es el mejor momento para invertir o desinvertir en un fondo.

Como inversor es normal que te preguntes cuál es el mejor momento para invertir o para deshacer una inversión. Y es cierto que la incidencia del conocido “momentumen los primeros pasos del camino como inversor, tiene una incidencia muy significativa.

Si consultas a los grandes inversores de nuestro tiempo, hallarás un compendio de frases célebres que invitan a comenzar a invertir en momentos de incertidumbre o miedo. Pero, ¿sabes reconocer esos momentos?, ¿esto aplica a todos los activos o a todos los productos?, ¿cualquier inversión iniciada en un momento de estrés de mercado da un buen resultado? Cómo intuyes, la buena o mala marcha de nuestra inversión será el resultado de un proceso bastante complejo llevado a cabo por profesionales.

Siguiendo con el símil del camino, lo primero que debes tener en cuenta antes de dar el primer paso, es trazar una ruta, saber de qué plazo dispones para mantener la inversión, qué riesgo eres capaz de soportar y qué objetivo de rentabilidad esperas obtener al final de ese plazo.

Si te fijas una meta de rentabilidad a corto plazo (un año), desde luego el momento que elijas para invertir puede ser crucial. Pero a medida que el plazo que te hayas marcado sea más largo, será más importante no dejarte llevar por sensaciones que vas a ir experimentando durante la vida de tu inversión, si no haber comenzado en un momento óptimo.

Y en el caso de la desinversión el resultado es muy similar al de las entradas. Está comprobado que vender antes del plazo previamente fijado, dejándote llevar por el pánico provoca que perdáis las subidas cuando se produzcan de nuevo, arrojando unas rentabilidades medias peores que los que mantienen la posición.

Todo lo anteriormente dicho, cobra aún más importancia cuando hablamos de elegir el momento de entrada o salida de un producto gestionado. Para un inversor será aún más complejo elegir el momento adecuado, cuando a la vez, hay un equipo gestor tomando también decisiones de compra o venta de activos.

Por lo tanto, si has elegido un producto gestionado en el que invertir tu patrimonio a un plazo medio o largo, lo mejor que puedes hacer es ser fiel a tu planificación, no tomar decisiones guiado por el miedo o la euforia, dejar a los gestores elegir la entrada y salida en los diferentes activos, y valorar el resultado al final del plazo marcado.

Invierte en el fondo y recuerda el plazo de tu inversión en los momentos difíciles, porque es la mejor herramienta para evitar los vaivenes de los mercados financieros.

Pegue también este código inmediatamente después de la etiqueta de apertura:

Por qué es interesante que el número de partícipes crezca

Por qué es interesante que el número de partícipes crezca

Ideas de inversión

Arancha Gómez

21 de julio de 2020

Una pregunta que nos hacen a menudo a quienes gestionamos un fondo de inversión es en qué medida es conveniente crecer en partícipes o clientes.

La respuesta corta es que el hecho de que haya más volumen gestionado beneficia a todos los partícipes del fondo. Veamos por qué:

Desde el punto de vista del inversor particular, acceder a una inversión en grupo con un alto volumen, permite invertir en productos a los que no tendría acceso de manera individual.

Cuando alguien invierte por su cuenta, a menudo le es imposible comprar ciertos tipos de activos que tienen unas elevadas comisiones de compraventa. Sin embargo, un fondo con cierto tamaño de patrimonio como Olea Neutral puede hacerlo a un coste reducido.

Asimismo, existen productos de renta fija que no están disponibles para el inversor particular, ya que requieren de un capital mínimo elevado, o simplemente necesitan de un conocimiento especializado que supone una alta barrera de entrada.

El hecho de que haya más volumen gestionado beneficia a todos los partícipes del fondo.

Desde el punto de vista de la gestión, manejar un alto volumen también tiene ventajas:

Los fondos de inversión deben cumplir criterios de gestión de riesgos, lo que requiere una diversificación eficiente. Cuantos más partícipes tenga un fondo, habrá, por norma general, un mayor volumen gestionado. Gestionar un alto volumen permite a un fondo de inversión distribuir su patrimonio entre activos de manera más diversa, protegiendo así al inversor de posibles desaciertos en la selección de activos. Todo ello reducirá el riesgo soportado por el partícipe.

Recapitulando: ser cliente de un fondo con un gran número de partícipes te da acceso a un mayor número de productos con menos comisiones, y permite una gestión de tu patrimonio más eficiente y diversificada.

Pegue también este código inmediatamente después de la etiqueta de apertura:

La fiscalidad de los fondos de inversión

La fiscalidad de los fondos de inversión

Ideas de inversión

Arancha Gómez

21 de julio de 2020

Los fondos de inversión son, junto con los planes de pensiones, el activo más eficiente desde el punto de vista fiscal.

Si ya tienes un fondo en otra entidad y quieres traspasar la inversión a Olea, lo puedes hacer en cualquier momento sin impacto fiscal alguno.

Tampoco pagarás impuestos al invertir desde tu cuenta corriente.

Solamente cuando procedas al reembolso o retirada de tu inversión, la ganancia o pérdida patrimonial obtenida (es decir, la diferencia entre el valor de adquisición y el de reembolso), tributará al 19% (21% a partir de los 6.000 euros de ganancia, 23% a partir de 50.000 euros de ganancia).

Ejemplo: si inviertes 10.000 € y, a la hora de vender, el valor de tus participaciones es de 12.000 €, tributarás por el 19% de la plusvalía (esos 2.000 € de diferencia), es decir, 380 €, por lo que el beneficio neto sería de 1.620 €.

En caso de que en el momento de la retirada o reembolso, la diferencia entre el valor de adquisición y el de reembolso fuera negativa (minusvalía), no habrá retención fiscal, e incluso lo podrías declarar como pérdida patrimonial y compensar en un futuro si hubiera plusvalías.

En Olea te proporcionaremos la información fiscal cada año para incluir en tu declaración.

Pegue también este código inmediatamente después de la etiqueta de apertura:

¿Qué hacer en una situación de bajada general de mercados?

¿Qué hacer en una situación de bajada general de mercados?

Ideas de inversión

Arancha Gómez

21 de julio de 2020

Las bajadas de mercado son habituales: los mercados financieros sufren ciclos alcistas y bajistas, bajadas estructurales o bajadas impulsadas por acontecimientos concretos, es importante diferenciarlas y tratarlas con naturalidad.

Cuando las bajadas son más pronunciadas, debes mantener la cabeza fría para poder hacer un análisis fiable de la situación y tus inversiones.

En Olea, delegas en nuestros gestores este tipo de decisiones que actuarán según la circunstancia de mercado, si es más indicado reducir el riesgo y proteger la cartera, o por el contrario la bajada supone una oportunidad de inversión de la que beneficiarnos. La liquidez también en esos momentos es una pieza clave de la que se ocuparán nuestros gestores.

En un caso de bajada de mercado por acontecimientos concretos, el análisis macroeconómico, la calidad de las posiciones del fondo, y el horizonte temporal de tu inversión juegan un papel crucial a la hora de replantear la táctica a seguir. Tienes que ser muy consciente de que no deberás seguir la misma estrategia si necesitas el dinero en el corto plazo, que si no lo necesitas y además, tienes más dinero para invertir.

En caso de que haya que hacer ajustes, los gestores de Olea Neutral los realizarán de una manera meditada y soportada por su experiencia, conocimiento y estudio del mercado; decidiendo si deben restar o incrementar exposición al mercado y cuando, controlando muy activamente los riesgos implícitos de su cartera como son: riesgo tipo de interés, divisa, crédito y bolsa, riesgos que un inversor desconoce y por los que se delega, entre otras razones, la inversión a un gestor profesional.

Recapitulando, la persona que invierte debe vencer los miedos interiores confiando en el modelo Olea y diversificando sus inversiones.

Pegue también este código inmediatamente después de la etiqueta de apertura: